El invierno está a la vuelta de la esquina, las bajas temperaturas ya están en nuestro día a día y las borrascas empiezan a ser las protagonistas de nuestro mapa del tiempo. Y ante este clima otoñal e invernal, nosotros tenemos una opción ideal para cuidar su toldo en estos días de lluvia y viento que vendrán. Hablaremos, por lo tanto, ¡de nuestros automatismos y sensores de inclemencias meteorológicas!

La tecnología ha ido avanzando a pasos agigantados, logrando crear dispositivos tan innovadores y punteros como los sensores, que recogen los toldos cuando detectan vientos fuertes o lluvias. Estos sensores disponen de anemómetros y de fotosensores que, cuando notan un nivel superior al fijado, dan la señal al automatismo para que recoja el toldo. 

Ventajas de los sensores de viento y lluvia en el toldo

 

Gracias a estos sensores, podrá proteger su toldo y evitar que tenga daños irreparables. Las lonas deben lidiar con algunos enemigos, como por ejemplo, el granizo, la lluvia, el viento y los excrementos de aves. Una lluvia muy intensa puede causar rasgaduras en la lona y la estructura puede verse afectada por el peso del agua. La humedad de la lluvia también produce daños al toldo muy difíciles de solucionar. 

El viento, por otro lado, es una de las causas más usuales de rotura de toldos. Tanto los herrajes como la tela se rompen con el impacto del viento y pueden causar deterioros muy importantes e, incluso, peligrosos tanto para los usuarios que viven en casa como para los que están en el exterior.  

Aunque, la inclemencia meteorológica por excelencia, sin duda, es el granizo. La fuerza y el peso del granizo pueden llegar a agujerear la lona e incluso estropear el engranaje. Por este motivo es tan importante tener un sensor en los toldos, ya que si no está en casa y no puede de manera manual recoger su toldo, el sensor lo hará por usted inmediatamente, en el mismo momento en que detecte estas inclemencias, protegiendo su dispositivo correctamente. 

No lo dude, y apueste por la comodidad y la seguridad. Dos aspectos muy importantes y que siempre tienen que estar presentes en un hogar. Así pues, que no le pille el invierno sin un sensor para asegurar el buen estado de su toldo.

Si necesita más información sobre este automatismo, no dude en ponerse en contacto con Toldos Aris, especialistas en toldos automatizados y sensores de viento, lluvia y sol. ¡Póngase en buenas manos y le aseguraremos confort y confianza!

Abrir chat